Cuenta la leyenda…

La cultura se transmite, por eso Fundación Arcor eligió publicar “Leyendas Nacionales. Para enseñarles nuestro legado a los más chicos” para compartir en familia! Aquí, tres de esos relatos.

mask
Dibujo de niño y niña nativos con un arco iris. De fondo fotografía de las Cataratas de Iguazú.
Cuenta la leyenda

Una de las formas de compartir nuestra cultura son las narraciones, orales y escritas. Las leyendas son una de esas maneras de relatar los hechos culturales que permiten que el legado nacional se transmita de generación en generación. Fundación Arcor compartió once leyendas nacionales que recorren todo el país.
Compartimos algunas de ellas para leer con los chicos y las chicas y conocer sobre nuestra historia y tradición.
Encontrás todas haciendo click aquí.

Leyenda del cerro de los Sietecolores

Cuenta la leyenda que, en un pequeño pueblito de la provincia de Jujuy llamado Purmamarca, rodeado de grandes cerros iguales a todos los que se conocen en el mundo, a un grupo de niños que se habían cansado de que todos los habitantes y los paisajes siempre se vieran tristes y aburridos, se les ocurrió hacer algo para alegrar a su pequeño pueblo. Juntaron toda la pintura de color que encontraron y cada noche salían de la cama y subían a pintar el cerro. Siete noches repitieron eso y aunque les avisaron a sus padres que estaban saliendo para colorear el cerro, ellos no les creyeron y pensaron que sólo estaban soñando. Los niños pintaron el cerro con todos los colores que habían conseguido ¡Mientras más colores encontraran, más bello y alegre sería el cerro! Una noche, uno de los mayores despertó y no encontró a su hijo en la cama; se lo dijo a los demás padres y entonces se dieron cuenta de que ¡estaban todos desaparecidos! Preocupados, decidieron entonces salir a buscarlos. Cuando ya no sabían dónde buscar, se acordaron de lo que los niños habían dicho y levantaron la vista hacia el cerro. Asombrados vieron que el cerro aburrido y triste que rodeaba a su pueblo ¡Estaba pintado en siete hermosos colores! Vieron a todos los niños bajar del mismo, llenos de pintura, corriendo, riendo y llenos de felicidad. Desde ese día se festeja cada año el día de los siete colores en el pueblo de Purmamarca y desde ese día el cerro que está rodeando el pueblo, alegra a sus habitantes y da vida al paisaje con sus siete hermosos colores.

Las Cataratas del Iguazú

Cuenta la leyenda que hace mucho tiempo, a orillas del río Iguazú tenían sus poblados los guaraníes, que vivían felices en las fértiles tierras dónde también habitaba el dios Boi quién era el protector de la tribu. Un día Boi se enamoró de la hija de Igobi, el cacique de la aldea, una hermosa joven llamada Naipí. Pidió su mano ante el cacique, quien eternamente agradecido con su protector, no dudó en aceptar sin siquiera consultar con su hija. El día de la ceremonia, invitaron a todas las tribus vecinas. Tarobá, un joven de la tribu del sur se enamoró perdidamente de Naipí apenas la vio, hasta el punto que decidió hablar con el cacique para pedir la mano de la joven, que también se había enamorado de él; pero el cacique no se lo permitió. Tarobá no se rindió, así que planificó escapar con Naipí antes de la ceremonia, en una canoa que tendría preparada kilómetros adelante. Naipí esperó a que todos se distrajeran y se escapó para encontrarse con su amado. Nadie se dio cuenta excepto Boi quien, furioso por no ser correspondido, la persiguió y justo antes de que los jóvenes se encontraran, elevó la tierra y una parte del río se levantó por sobre otra, haciendo que se formara una gran catarata que separó a los dos enamorados, dejando a Naipí en la cima y a Tarobá debajo, sin poder alcanzarla. Pero esto no bastó para él, así que transformó a Tarobá en un árbol, con sus ramas inclinadas hacia arriba como queriendo alcanzar a Naipí, a quién convirtió en una piedra ubicada justo en centro del río, en la parte más alta dónde comenzaba a caer la catarata. Luego él se adentró en una gran cueva para poder vigilarlos e impedir que se unieran de alguna manera. Por eso, en días en que el sol sale con intensidad, surge un arco iris que enlaza al árbol con la roca permitiendo que durante un momento los jóvenes enamorados se encuentren a pesar de la oposición de Boi.

La flor del Ceibo

Cuenta la leyenda que en las riberas del Paraná, vivía una niña llamada Anahí. En las tardecitas veraniegas deleitaba a toda la gente de su tribu con canciones inspiradas en los dioses del fuego, del aire, del agua y de la tierra que habitaban. Pero un día llegaron los invasores, hombres de piel blanca provenientes de tierras muy lejanas, más allá del horizonte, que arrasaron la tribu y arrebataron sus tierras y su libertad. Anahí fue aprisionada junto con toda su aldea. Pasó muchos días llorando, varias noches meditando y planeando una forma de escapar para pedir ayuda a las tribus vecinas, hasta que un día el guardia que la vigilaba se quedó dormido y Anahí se dio a la fuga. Corrió rápido y sin mirar atrás, pero hizo demasiado ruido y despertó a los invasores, que salieron a perseguirla con antorchas hasta alcanzarla. Enfurecidos por la desobediencia de la niña, prendieron fuego a su alrededor, dejándola sin escapatoria; pero el dios fuego no quería lastimar a Anahí, el quería protegerla, así que comenzó a crecer, haciéndose más poderoso y creó una barrera que separó cada vez más a la pequeña de los invasores. Cuando las llamas cesaron, los españoles descubrieron que Anahí se había convertido en un árbol, que hoy conocemos como árbol del ceibo, y al siguiente amanecer, se encontraron ante el espectáculo de un hermoso florecer de verdes hojas relucientes y flores rojas aterciopeladas que se mostraban en todo su esplendor, como símbolo de la valentía y la fortaleza de la pequeña Anahí.

Información relacionada

Un laboratorio “Flexible” para los chicos!
Comunicación, Marketing e infancia: prácticas responsables

Te puede interesar

Instantáneas de las infancias urbanas
Para leer en verano

Términos

Las publicaciones de Fundación Arcor se suministran de manera gratuita. En esta sección ud. podrá descargarlas en formato PDF.

Previo a efectuar la descarga deberá leer atentamente los TERMINOS Y CONDICIONES DE USO, y en caso de estar de acuerdo, aceptarlos para poder efectuar la descarga. Caso contrario, la misma no será posible.

Para pedir alguna publicación en formato impreso, siempre que haya ejemplares disponibles, es imprescindible enviar un e-mail a: funarcor@arcor.com, detallando el nombre completo de la publicación solicitada (máximo tres por solicitud). A vuelta de correo se confirmará su disponibilidad, las instrucciones para reclamarla y, si es fuera de Argentina, el valor del envío y la cuenta donde deberá consignarse.

Al acceder al sitio de Fundación Arcor, en adelante Fundación Arcor, en la dirección www.fundacionarcor.org, en adelante el Sitio, y/o a cualquiera de las páginas que a través del mismo puede conocer, Usted asume el compromiso de dar acabado cumplimiento a los términos y condiciones que se indicarán a continuación. Si no es su voluntad dar cumplimiento a los mismos solicitamos sírvase no acceder a este sitio.

Todos los contenidos del Sitio, incluyendo pero no limitándose a, textos, gráficos, logos, imágenes, iconos y archivos, hardware y software, así como las marcas Fundación Arcor, y www.fundacionarcor.org, son propiedad de Fundación Arcor (excepto que se especifique lo contrario) y están protegidos por las leyes de Propiedad Intelectual.

Los contenidos podrán ser utilizados como una herramienta de comunicación y/o información; cualquier otro uso, incluyendo la reproducción, modificación, distribución o transmisión sin la expresa autorización de Fundación Arcor, está estrictamente prohibida.

Ponemos en su conocimiento que la información suministrada al ingresar a este Sitio es de exclusiva responsabilidad de las empresas, universidades, organismos, y/o terceros, que proveen la misma, siendo Fundación Arcor ajena a cualquier responsabilidad que sobre la misma pudiera corresponder.

La información se provee en el estado en que se encuentra. Fundación Arcor no es responsable por la veracidad y exactitud de la información que en este sitio se provea, ni por los cambios que sobre la misma pudieran acontecer, ni por las pérdidas o daños, sean directos, indirectos o emergentes, que pudieran surgir por la (i) falta de precisión o integridad de los datos, o demoras, interrupciones, errores u omisiones en la entrega de los datos o de cualquier otra información que Ud. reciba a través de este Sitio; o (ii) decisiones o medidas adoptadas por Ud. o por terceros sobre la base de los datos o información suministrada en el Sitio.

Los artículos que pueden conocerse a través de este Sitio son de propiedad exclusiva de sus respectivos autores. Cualquier redistribución, retransmisión o publicación de cualquier material se encuentra estrictamente prohibida sin el previo consentimiento del respectivo dueño o autor. En ningún caso el Sitio será responsable frente a los autores, por el uso que un visitante del Sitio pueda hacer de las obras en él incluidas en violación a ésta prohibición.

El acceso a otras páginas a través de este sitio no importará para Fundación Arcor obligación alguna respecto de la información que en estas otras páginas pudieran describirse, siendo esta responsabilidad única y excluyente de las empresas, organismos y/o terceros que la provean.

Las marcas y/o logos que se encuentren en este Sitio serán de única propiedad de las personas físicas y/o jurídicas que a su nombre las hubieran registrado.

Fundación Arcor no se responsabiliza por los errores u omisiones sobre la información brindada mediante el acceso a este Sitio, o a los demás sitios a los que a través del mismo se pudiera obtener.

Fundación Arcor no se responsabiliza por las demoras, interrupciones y defectos que pudieran existir en las transmisiones, así como tampoco de los virus o fallas del sistema o línea.

Con relación a la información, comunicación, material o mensajes que pudieran ser ofrecidos en este Sitio o la información que a través del mismo se pudiera obtener, Fundación Arcor se reserva el derecho de suprimir, cancelar y/o modificar de cualquier modo los datos o características de ellos no generando esto responsabilidad alguna para Fundación Arcor.

POLITICAS DE PRIVACIDAD

Declaración sobre la política de Fundación Arcor referente a privacidad de los datos incorporados al Sitio.

Declaración General

Debido a que Fundación Arcor recopila cierto tipo de información acerca de los usuarios del Sitio, creemos que usted debe entender plenamente nuestra política con respecto al uso de la información que recogemos. Esta declaración sobre política de privacidad revela qué información recogemos, cómo la usamos y cómo puede corregirse o cambiarse

1. ¿Cómo se reúne la información?

Fundación Arcor sólo reúne sus datos personales cuando Ud. los proporciona en forma directa y con su consentimiento expreso e informado. Los fines de Fundación Arcor al recoger información personal pueden ser para incluir servicios al Usuario, manejo de la red, encuestas, suscripciones, y otros intercambios de información en su Sitio.

Fundación Arcor no revelará ni compartirá esta información que puede identificar a las personas con ninguna otra empresa u organización sin el consentimiento informado del Usuario que proporciona dicha información (excepto cuando así lo requiera la ley o a solicitud del gobierno); tal consentimiento podría ser ofrecido al elegir la opción de recopilar información descrita en el punto 5, abajo. Los datos agregados permiten a Fundación Arcor analizar el tráfico del Sitio.

2. Qué hace Fundación Arcor con la información que recoge?

Fundación Arcor utiliza la información de contacto de los usuarios para enviar información sobre la Fundación Arcor. Los usuarios pueden optar por no recibir envíos en el futuro; véase el punto 5 abajo para elegir si desean recibir o no dicha información. Fundación Arcor puede usar la información personal para determinar los datos demográficos de sus usuarios y distribuir información estadística. Estos datos demográficos siempre representan información agregada y nunca identifican a un usuario específico. La información personal que usted le suministró a Fundación Arcor no será revelada a nadie fuera de Fundación Arcor. Fundación Arcor puede utilizar su dirección IP para ayudar a diagnosticar problemas con el servidor y administrar la página Web de Fundación Arcor.

3. Qué es una cookie?

Una cookie es un pequeño archivo de datos que algunos sitios Web escriben en su disco duro cuando usted los visita. Un archivo cookie puede contener tal información como la identificación del usuario que el sitio utiliza para rastrear las páginas que usted ha visitado. Pero la única información personal que un cookie puede contener es información que usted mismo suministra. Una cookie no puede leer datos de su disco duro ni leer los archivos cookie creados por otros sitios.

De de vez en cuando, el Sitio de Fundación Arcor utiliza cookies para rastrear los patrones de tráfico del usuario. Si usted ha ajustado su navegador para que le avise antes de aceptar cookies, recibirá el mensaje de advertencia con cada cookie. Usted puede rehusar aceptar cookies, desactivándolas en su navegador. Usted no necesita tener las cookies activadas para usar el Sitio de Fundación Arcor. Si usted rehusa aceptar cookies, existe la posibilidad de que usted no tenga acceso a ciertos aspectos del Sitio.

El Sitio de Fundación Arcor podría contener enlaces con otros sitios. Fundación Arcor advierte que al no ser titular de la información contenida en, u obtenida a través de, estos vínculos, no es responsable de la veracidad de los mismos ni de la política de privacidad de dichos sitios. Tenga en cuenta que las salas de conversación, foros, tableros de mensajes y/o grupos noticiosos de otros sitios, a los cuales se pudiera acceder a través del Sitio de Fundación Arcor, tampoco resultan servicios prestados por Fundación Arcor ni ésta tiene control sobre los contenidos o la información brindada por ellos.

Recuerde que cualquier información que se revele en estas áreas pasa a ser de dominio público y es usted quien debe tomar precauciones al decidir si desea revelar información personal.

4. Con quién se comparte la información?

El Sitio de Fundación Arcor no comparte información sobre usuarios individuales con ningún tercero u otras empresas. No obstante, tal como se mencionó anteriormente, el Sitio puede compartir información estadística agregada sobre su uso o los servicios de Fundación Arcor para adaptar mejor su contenido a las necesidades de los usuarios y clientes, de acuerdo a los datos demográficos recopilados.

5. Opciones del usuario de recibir o no recibir información

Si por cualquier motivo Fundación Arcor decide recoger y utilizar información que identifica a las personas para cualquier fin que no se haya enumerado anteriormente, Fundación Arcor informará a los usuarios sobre el uso de información que puede identificar a las personas individualmente No obstante cualquier otra provisión en esta declaración al contrario, Fundación Arcor tendrá el derecho de divulgar cierta información privada si es requerido por leyes generales o las autoridades regulatorias o legales, para proteger nuestros derechos y/o intereses. Fundación Arcor tiene la capacidad de recoger información sobre los usuarios relacionada con sus intereses. A fin de servirle mejor y ajustar la experiencia de Fundación Arcor a sus necesidades, Fundación Arcor le podrá ofrecer a usted la opción de recibir información de terceros sobre temas que sean de su interés. Según se mencionó anteriormente, Fundación Arcor puede usar la información de contacto del usuario para enviarle información al usuario sobre Fundación Arcor. Los usuarios pueden elegir no recibir envíos futuros, modificando esta opción donde se indique o mandando un mensaje por correo electrónico con su nombre a: [poner dirección de e-mail]

6. Opciones del usuario de modificar la información suministrada.

El Sitio de Fundación Arcor ofrece a los usuarios la capacidad de corregir o cambiar la información recogida durante la registración (véase el punto 5 arriba). Las instrucciones para hacerlo se pueden encontrar en el área de actualización de datos. Los usuarios pueden cambiar esta información en cualquier momento y tan a menudo como sea necesario.

7. Procedimientos de seguridad.

Cuando se trata de información que a criterio de Fundación Arcor haya que proteger, el Sitio opera con sistemas de protección estándar de la industria y de protección de contraseñas. El Sitio de Fundación Arcor utiliza el protocolo de seguridad [cuál?] para transferir datos del navegador al servidor. La información pública no se encuentra protegida.

8. Cambios en la política de Fundación Arcor referente a privacidad.

Si Fundación Arcor decide cambiar su política sobre privacidad para el Sitio www.fundacionarcor.org, anunciará aquí dichos cambios, de manera que usted siempre pueda saber qué información recoge, cómo podría usar dicha información y si la revelará a alguien.