“Patria es donde uno jugó de niño”: Lo local, el cuidado y la educación de la primera infancia

Este artículo fue escrito por Adrián Rozengardt. Es la introducción del tema que recorrió a la revista Por Escrito, en su edición número 11: Niñez local y educación.

mask
Niños y niñas agitando los brazos
Patria es donde jugó un niño

Juego, luego existo

¿De dónde sos?”, pregunta la maestra de un Centro de Desarrollo Infantil municipal de La Matanza.

De “La Toma”, responde el niño de cinco años.

“¿De dónde sos?”, pregunta un joven a una bella muchacha en la terminal de micros de Tucumán.

“De Iruya”, contesta, ruborizada, sorprendida.

“¿De dónde sos?, pregunta un chico con la camiseta de Messi del Barcelona a otro que tiene la de Ronaldo del Real Madrid, en la canchita de pasto sintético de un club de fútbol infantil, en el barrio de Belgrano de la Ciudad de Buenos Aires.

“De Amenábar”, le dice y se va a patear al arco, con sus siete años a cuestas.

Maradona es de Fiorito, Tévez de Fuerte Apache, Del Potro de Tandil, Fito Páez de Rosario. Todos somos de algún lado. Todos somos de donde jugamos cuando éramos chicos, ese es el origen, lo propio. Jugar es la actividad central en las primeras etapas de la vida, es el juego infantil una de las principales experiencias que conforma nuestra identidad, nos marca, nos conforma, nos transforma. El lugar donde jugamos de niños nos posiciona en un tiempo y un espacio original y personal, que será una marca, un tatuaje, para el resto de nuestra vida.  
Jugar es una actividad fundante, necesaria y propia del ser humano. La misma se plantea como condición para la socialización, ya que a través de ella incorpora normas, valores y costumbres del contexto en el que se desarrolla. El jugar es generador de sentido y de pertenencia, tanto individual como colectiva. Es fundamental a lo largo de toda la vida y universal a todas las culturas. En el juego los niños y niñas se comprometen tomando una posición activa: imaginan, inventan, crean, conocen y actúan explorando con todos sus sentidos.

Existo, ergo habito

Los chicos juegan donde habitan, y en Argentina viven 3.764.736 niños y niñas de hasta cuatros años de edad (1)  y cerca de 755.000 nacen cada año (2) Hay algunos pocos más varones que mujeres y casi el 94% vive en espacios urbanos. Esos más de tres millones y medio de chicos y chicas irrumpen a la vida en casas, departamentos, casillas, ranchos, countrys y, algunos pocos, lo hacen en instituciones alejados de sus familias y otros en las calles. 
Estos ámbitos, donde se desarrollará una buena parte de los primeros años de sus vidas, se encuentran enclavados en calles, avenidas, barrios, villas; estas agrupadas en pueblos y ciudades que se constituyen en sitios de promesas de oportunidades económicas y bienestar social y, al mismo tiempo, sitios de pobreza masiva, de una desigualdad cada vez más profunda y de exclusión social. Bourdieu (1999) señala que el espacio habitado (o apropiado) funciona como una especie de simbolización espontánea del espacio social, que se retraduce en la estructura espacial de la distribución de los bienes o servicios, privados o públicos, transformándose en una de las mediaciones a través de las cuales las estructuras sociales se convierten en estructuras mentales y en sistemas de preferencias que son motivo de luchas por su apropiación material o simbólica.

DESCARGAR POR ESCRITO N°11.

La distribución desigual del espacio social, como una de las formas en que se manifiesta la desigualdad de la distribución de la riqueza, condiciona al bienestar de la infancia y las familias, en especial de las mujeres madres trabajadoras (Mazzola, 2016). Seis de cada diez niños del país pertenecen al 40% más pobre de la población que concentra sólo el 15% de los ingresos producidos, mientras que, menos de uno de cada diez niños y niñas (8,5%) pertenece al 20% más rico, que concentra el 46,5% del ingreso (3).  
Si nuestra sociedad es desigual, los chicos nacen, crecen y se desarrollan en esa desigualdad. Se trata de un fenómeno multidimensional, complejo y estructural del capitalismo y no se refiere únicamente a cuestiones económicas, sino que atañe a todos los aspectos de la vida y afecta al conjunto de la experiencia social, como la clase social, el género, la edad, la etnia, la condición migrante, los consumos culturales, y otras formas de clasificación social. El acceso a los recursos productivos no depende sólo de las características individuales, sino de historias, trayectorias, y de los diversos dispositivos institucionales que operan en función de las mencionadas dimensiones sociales y de otros aspectos estructurales que forman el contexto en el que los individuos utilizan sus recursos.  
Esa fuerte relación entre el espacio habitado, el poder y el bienestar de los más pequeños impacta directamente en el desarrollo de sus capacidades y a la vez, en el desarrollo económico de la sociedad. Si bien se mezclan factores que podrían considerarse parte
del bienestar presente con otros vinculados al bienestar futuro, es lógico que así suceda, ya que la niñez es una etapa crucial que deja huellas a lo largo de toda la vida
de las personas.

Los ambientes del desarrollo

Myers (1992) explicaba (mucho antes de que las neurociencias centralicen el discurso justificatorio de por qué los Estados debían invertir en la Primera Infancia), que tanto los factores biológicos como los ambientales son importantes para el desarrollo del niño/a. Estos son los familiares, los comunitarios, las instituciones sociales y la cultura y la ideología.

Las familias y la comunidad

En el proceso de desarrollo el niño interactúa en el marco familiar, con las personas encargadas de cuidarlo y criarlo: fundamentalmente la madre, el padre, hermanos, abuelos y abuelas y otros adultos significativos. En una relación de influencia
mutua, el niño o la niña crecerán en el marco de familias que pueden diferir mucho en su capacidad y condición para satisfacer las necesidades de protección, alimento, salud, amor, seguridad, estimulación y exploración del mundo que lo rodea. A la vez la presencia y las
condiciones de vida de cada niño o niña influyen y ponen a prueba las prácticas familiares. Familias que, como cita Siede (2015), han sufrido profundas transformaciones a lo largo de las últimas décadas, como la gradual transformación de su rol como unidad productiva,
debido a las transformaciones en la estructura productiva; los procesos de creciente individuación y autonomía de jóvenes y mujeres, que debilitan el modelo patriarcal y; la separación entre sexualidad y procreación, que lleva a una diversidad de formas de la expresión de la sexualidad fuera del contexto familiar y a transformaciones en los patrones
de formación de las familias.

DESCARGAR POR ESCRITO N°11.

Información relacionada

Actividad física con humor y alegría
Tiempo de jugar al aire libre

Te puede interesar

Niñez saludable, proximidad y políticas públicas
¡Descargate todas las ediciones de la Revista Por Escrito!
Un tercio de los bebés latinoamericanos son amamantados

Términos

Las publicaciones de Fundación Arcor se suministran de manera gratuita. En esta sección ud. podrá descargarlas en formato PDF.

Previo a efectuar la descarga deberá leer atentamente los TERMINOS Y CONDICIONES DE USO, y en caso de estar de acuerdo, aceptarlos para poder efectuar la descarga. Caso contrario, la misma no será posible.

Para pedir alguna publicación en formato impreso, siempre que haya ejemplares disponibles, es imprescindible enviar un e-mail a: funarcor@arcor.com, detallando el nombre completo de la publicación solicitada (máximo tres por solicitud). A vuelta de correo se confirmará su disponibilidad, las instrucciones para reclamarla y, si es fuera de Argentina, el valor del envío y la cuenta donde deberá consignarse.

Al acceder al sitio de Fundación Arcor, en adelante Fundación Arcor, en la dirección www.fundacionarcor.org, en adelante el Sitio, y/o a cualquiera de las páginas que a través del mismo puede conocer, Usted asume el compromiso de dar acabado cumplimiento a los términos y condiciones que se indicarán a continuación. Si no es su voluntad dar cumplimiento a los mismos solicitamos sírvase no acceder a este sitio.

Todos los contenidos del Sitio, incluyendo pero no limitándose a, textos, gráficos, logos, imágenes, iconos y archivos, hardware y software, así como las marcas Fundación Arcor, y www.fundacionarcor.org, son propiedad de Fundación Arcor (excepto que se especifique lo contrario) y están protegidos por las leyes de Propiedad Intelectual.

Los contenidos podrán ser utilizados como una herramienta de comunicación y/o información; cualquier otro uso, incluyendo la reproducción, modificación, distribución o transmisión sin la expresa autorización de Fundación Arcor, está estrictamente prohibida.

Ponemos en su conocimiento que la información suministrada al ingresar a este Sitio es de exclusiva responsabilidad de las empresas, universidades, organismos, y/o terceros, que proveen la misma, siendo Fundación Arcor ajena a cualquier responsabilidad que sobre la misma pudiera corresponder.

La información se provee en el estado en que se encuentra. Fundación Arcor no es responsable por la veracidad y exactitud de la información que en este sitio se provea, ni por los cambios que sobre la misma pudieran acontecer, ni por las pérdidas o daños, sean directos, indirectos o emergentes, que pudieran surgir por la (i) falta de precisión o integridad de los datos, o demoras, interrupciones, errores u omisiones en la entrega de los datos o de cualquier otra información que Ud. reciba a través de este Sitio; o (ii) decisiones o medidas adoptadas por Ud. o por terceros sobre la base de los datos o información suministrada en el Sitio.

Los artículos que pueden conocerse a través de este Sitio son de propiedad exclusiva de sus respectivos autores. Cualquier redistribución, retransmisión o publicación de cualquier material se encuentra estrictamente prohibida sin el previo consentimiento del respectivo dueño o autor. En ningún caso el Sitio será responsable frente a los autores, por el uso que un visitante del Sitio pueda hacer de las obras en él incluidas en violación a ésta prohibición.

El acceso a otras páginas a través de este sitio no importará para Fundación Arcor obligación alguna respecto de la información que en estas otras páginas pudieran describirse, siendo esta responsabilidad única y excluyente de las empresas, organismos y/o terceros que la provean.

Las marcas y/o logos que se encuentren en este Sitio serán de única propiedad de las personas físicas y/o jurídicas que a su nombre las hubieran registrado.

Fundación Arcor no se responsabiliza por los errores u omisiones sobre la información brindada mediante el acceso a este Sitio, o a los demás sitios a los que a través del mismo se pudiera obtener.

Fundación Arcor no se responsabiliza por las demoras, interrupciones y defectos que pudieran existir en las transmisiones, así como tampoco de los virus o fallas del sistema o línea.

Con relación a la información, comunicación, material o mensajes que pudieran ser ofrecidos en este Sitio o la información que a través del mismo se pudiera obtener, Fundación Arcor se reserva el derecho de suprimir, cancelar y/o modificar de cualquier modo los datos o características de ellos no generando esto responsabilidad alguna para Fundación Arcor.

POLITICAS DE PRIVACIDAD

Declaración sobre la política de Fundación Arcor referente a privacidad de los datos incorporados al Sitio.

Declaración General

Debido a que Fundación Arcor recopila cierto tipo de información acerca de los usuarios del Sitio, creemos que usted debe entender plenamente nuestra política con respecto al uso de la información que recogemos. Esta declaración sobre política de privacidad revela qué información recogemos, cómo la usamos y cómo puede corregirse o cambiarse

1. ¿Cómo se reúne la información?

Fundación Arcor sólo reúne sus datos personales cuando Ud. los proporciona en forma directa y con su consentimiento expreso e informado. Los fines de Fundación Arcor al recoger información personal pueden ser para incluir servicios al Usuario, manejo de la red, encuestas, suscripciones, y otros intercambios de información en su Sitio.

Fundación Arcor no revelará ni compartirá esta información que puede identificar a las personas con ninguna otra empresa u organización sin el consentimiento informado del Usuario que proporciona dicha información (excepto cuando así lo requiera la ley o a solicitud del gobierno); tal consentimiento podría ser ofrecido al elegir la opción de recopilar información descrita en el punto 5, abajo. Los datos agregados permiten a Fundación Arcor analizar el tráfico del Sitio.

2. Qué hace Fundación Arcor con la información que recoge?

Fundación Arcor utiliza la información de contacto de los usuarios para enviar información sobre la Fundación Arcor. Los usuarios pueden optar por no recibir envíos en el futuro; véase el punto 5 abajo para elegir si desean recibir o no dicha información. Fundación Arcor puede usar la información personal para determinar los datos demográficos de sus usuarios y distribuir información estadística. Estos datos demográficos siempre representan información agregada y nunca identifican a un usuario específico. La información personal que usted le suministró a Fundación Arcor no será revelada a nadie fuera de Fundación Arcor. Fundación Arcor puede utilizar su dirección IP para ayudar a diagnosticar problemas con el servidor y administrar la página Web de Fundación Arcor.

3. Qué es una cookie?

Una cookie es un pequeño archivo de datos que algunos sitios Web escriben en su disco duro cuando usted los visita. Un archivo cookie puede contener tal información como la identificación del usuario que el sitio utiliza para rastrear las páginas que usted ha visitado. Pero la única información personal que un cookie puede contener es información que usted mismo suministra. Una cookie no puede leer datos de su disco duro ni leer los archivos cookie creados por otros sitios.

De de vez en cuando, el Sitio de Fundación Arcor utiliza cookies para rastrear los patrones de tráfico del usuario. Si usted ha ajustado su navegador para que le avise antes de aceptar cookies, recibirá el mensaje de advertencia con cada cookie. Usted puede rehusar aceptar cookies, desactivándolas en su navegador. Usted no necesita tener las cookies activadas para usar el Sitio de Fundación Arcor. Si usted rehusa aceptar cookies, existe la posibilidad de que usted no tenga acceso a ciertos aspectos del Sitio.

El Sitio de Fundación Arcor podría contener enlaces con otros sitios. Fundación Arcor advierte que al no ser titular de la información contenida en, u obtenida a través de, estos vínculos, no es responsable de la veracidad de los mismos ni de la política de privacidad de dichos sitios. Tenga en cuenta que las salas de conversación, foros, tableros de mensajes y/o grupos noticiosos de otros sitios, a los cuales se pudiera acceder a través del Sitio de Fundación Arcor, tampoco resultan servicios prestados por Fundación Arcor ni ésta tiene control sobre los contenidos o la información brindada por ellos.

Recuerde que cualquier información que se revele en estas áreas pasa a ser de dominio público y es usted quien debe tomar precauciones al decidir si desea revelar información personal.

4. Con quién se comparte la información?

El Sitio de Fundación Arcor no comparte información sobre usuarios individuales con ningún tercero u otras empresas. No obstante, tal como se mencionó anteriormente, el Sitio puede compartir información estadística agregada sobre su uso o los servicios de Fundación Arcor para adaptar mejor su contenido a las necesidades de los usuarios y clientes, de acuerdo a los datos demográficos recopilados.

5. Opciones del usuario de recibir o no recibir información

Si por cualquier motivo Fundación Arcor decide recoger y utilizar información que identifica a las personas para cualquier fin que no se haya enumerado anteriormente, Fundación Arcor informará a los usuarios sobre el uso de información que puede identificar a las personas individualmente No obstante cualquier otra provisión en esta declaración al contrario, Fundación Arcor tendrá el derecho de divulgar cierta información privada si es requerido por leyes generales o las autoridades regulatorias o legales, para proteger nuestros derechos y/o intereses. Fundación Arcor tiene la capacidad de recoger información sobre los usuarios relacionada con sus intereses. A fin de servirle mejor y ajustar la experiencia de Fundación Arcor a sus necesidades, Fundación Arcor le podrá ofrecer a usted la opción de recibir información de terceros sobre temas que sean de su interés. Según se mencionó anteriormente, Fundación Arcor puede usar la información de contacto del usuario para enviarle información al usuario sobre Fundación Arcor. Los usuarios pueden elegir no recibir envíos futuros, modificando esta opción donde se indique o mandando un mensaje por correo electrónico con su nombre a: [poner dirección de e-mail]

6. Opciones del usuario de modificar la información suministrada.

El Sitio de Fundación Arcor ofrece a los usuarios la capacidad de corregir o cambiar la información recogida durante la registración (véase el punto 5 arriba). Las instrucciones para hacerlo se pueden encontrar en el área de actualización de datos. Los usuarios pueden cambiar esta información en cualquier momento y tan a menudo como sea necesario.

7. Procedimientos de seguridad.

Cuando se trata de información que a criterio de Fundación Arcor haya que proteger, el Sitio opera con sistemas de protección estándar de la industria y de protección de contraseñas. El Sitio de Fundación Arcor utiliza el protocolo de seguridad [cuál?] para transferir datos del navegador al servidor. La información pública no se encuentra protegida.

8. Cambios en la política de Fundación Arcor referente a privacidad.

Si Fundación Arcor decide cambiar su política sobre privacidad para el Sitio www.fundacionarcor.org, anunciará aquí dichos cambios, de manera que usted siempre pueda saber qué información recoge, cómo podría usar dicha información y si la revelará a alguien.