"Con el desarrollo del proyecto, bajó la cantidad de accidentes"

Lo cuenta Pabla Cabral, directora de la escuela N° 61 de Mar de Plata. Explica que el proyecto "Eco-parques en los recreos" nació "para amortiguar los accidentes en los recreos, reuniendo juego, movimiento y recreación".

El proyecto "Eco-parques en los recreos" de la escuela N°61 "Provincia de San Juan", en Mar del Plata, provincia de Buenos Aires, derriba varios mitos. El primero, que los chicos no pueden auto-controlarse; el otro, que jugar sólo es una práctica de los que cursan los grados inferiores. "Yo sabía del Programa Escuela en Movimiento (PEM) -relata Pabla Bruna, directora de la escuela- y en este colegio no tenemos mucho espacio para que los chicos se muevan, el piso es duro, los patios son pequeños y hay columnas peligrosas. Se producían accidentes que no se podían evitar porque los chicos tienden a correr y saltar y, entonces, teníamos accidentes con golpes todo el tiempo. Desde esas dificultades y limitaciones, es que desarrollamos la idea de este proyecto, que tuvo el objetivo de amortiguar los accidentes a partir de reunir juego, movimiento y recreación".

-¿Y qué resultados tuvieron?

-Bajó la cantidad de llamados que hacemos al sistema de emergencias, realmente llamamos muchos menos. Nuestra idea es bajar a cero los accidentes, pero a veces los niños son muy inquietos.

-¿Cómo lo lograron? ¿La iniciativa se aplica en todos los recreos?

-No, no se aplica en todos los recreos. Nosotros creemos que el interés es previo, que la conducta es previa, no después... Por eso, los lunes, martes y miércoles vamos incentivando a los chicos para que jueves o viernes saquemos los juegos. La realidad, es que modifica su conducta poder tener los juegos. Los chicos vienen muy alterados los lunes, por eso les proponemos: vamos portándonos bien y si se cumplen todos los acuerdos, vamos a tener los juegos.

-¿Se cumplen los acuerdos?

-Sí, se cumplen. Motivarlos al autocontrol para tener como premio los juegos, ha dado un buen resultado.

-¿El proyecto funciona en todas las edades del mismo modo o han realizado adaptaciones?

-En primer lugar, les gusta a todos. Sin embargo, al principio pensábamos que el interés mayor lo iban a tener los más chiquitos y la verdad es que los más interesados fueron los de quinto y sexto grado; en ellos, es donde despertó un entusiasmo mayor.

-¿Cómo explica esa diferencia?

-Hoy en día los chicos no tienen muchas salidas. Los padres trabajan o están ocupados, entonces no salen a parques, plazas y calesitas. El juego lo relacionan con la computadora, el celular, y la tablet. No lo relacionan con la recreación, con salir, con ir a una plaza, con armar un juego. Antes, la participación social con la familia implicaba ir a lugares públicos y eso, en la actualidad, por muchísimas razones, está muy acotado. Entonces, nuestro proyecto, que es jugar en la escuela como si se estuviera en un parque de diversiones, fue muy atractivo. Se salió de la típica clase de educación física y ahí está el kit de la cuestión.

EL PROYECTO

La escuela tiene una matrícula de 460 alumnos aproximadamente. Está situada en el centro de la ciudad, cercana al barrio de la terminal de ómnibus de Mar del Plata. Concurren niños y niñas de toda la localidad. El proyecto Eco-parque en los recreos consiste en crear una especie de  parque de diversiones. "Contiene juegos para armar rompecabezas de maderas grandes; hay una cancha de fútbol de lona donde hay que embocar una pelotita con los brazos;  está el juego de la pesca, en el que hay una laguna y tienen que pescar; hay que embocar en aros, y así muchos otros. Son todos juegos que podrían estar en un parque, la idea es salir a un parque de diversiones", resume Cabral.

El proyecto forma parte del Programa Escuela en Movimiento (PEM) en el que se enmarca esta iniciativa, y que tiene como finalidad desarrollar propuestas que tiendan a promover la vida activa en el ámbito escolar. Es coordinado en conjunto por las Fundaciones Arcor de Argentina y Chile y el Instituto Arcor en Brasil. Se trata del primer programa Regional de Inversión Social que impulsa Grupo Arcor en el marco de su política de sustentabilidad. 

La iniciativa comenzó aplicándose en la hora de educación física y luego pasó a los recreos. También han desplegado los juegos en días especiales para los chicos, como el Día del Niño o cuando la cooperadora hace actividades de reunión de fondos. "Por ejemplo, entre alguna de estas acciones, hacemos  una clase de zumba para los padres y para que vengan con los chicos, y desplegamos los juegos. También lo hacemos el día del galpón de las artes, que es un proyecto de artística. En esa jornada se invita a la comunidad educativa y hay distintas actividades durante todo el día", detalla la directora de la escuela.

-¿Cómo cree que ha impactado el proyecto en los chicos y en sus familias? ¿Han tenido comentarios sobre ello?

-Están muy contentos los chicos y sus familias. Recibimos elogios, lo promocionamos mucho en los actos escolares, donde siempre hay mucha asistencia de las familias. Es muy buena la vivencia que tienen los niños adentro de la institución, es una escuela que no tiene ausentismo, siempre tenemos matrícula completa. A los niños y niñas de aquí les gusta venir a la escuela.

 

Información Relacionada

A volar con las manos

El desafío de prevenir la violencia y garantizar el derecho a la protección

 

Te puede interesar

El proyecto PEM, qué nació al ver cómo se trepaban los chicos a los árboles

Escalando el movimiento

Buscamos otro modo de conectarnos

Como docente hay que ser un cuerpo disponible