Mar del Plata: un proyecto que bajó la cantidad de accidentes escolares

La iniciativa se llama "Eco-Parques en los recreos" y se desarrolla en la escuela N°61 de Mar del Plata. Su objetivo es "amortiguar los accidentes en los recreos, reuniendo juego, movimiento y recreación".

"Eco-parques en los recreos" es un proyecto que busca recrear a través de distintos juegos, un clásico parque de diversiones. Se llevó adelante en la escuela N°61 "Provincia de San Juan" de la ciudad de Mar del Plata, en el marco del Programa Escuela en Movimiento (PEM).

"En este colegio no tenemos mucho espacio para que los chicos se muevan, el piso es duro, los patios son pequeños y hay columnas peligrosas. Se producían accidentes que no se podían evitar, porque los chicos tienden a correr y saltar y, entonces, teníamos accidentes con golpes todo el tiempo”, explica Pabla Bruna, directora de la institución. A partir de esas dificultades y limitaciones, desarrollaron la idea del proyecto, que tuvo como objetivo, amortiguar los accidentes a partir del juego, el movimiento y la recreación.

El resultado es más que auspicioso: “Bajó la cantidad de llamados que hacíamos al sistema de emergencias, realmente llamamos mucho menos", afirma la docente.

El proyecto se implementa a través de una particular metodología: "Nose desarrolla en todos los recreos. Nosotros creemos que el interés es previo, que la conducta es previa. Por esta razón, los lunes, martes y miércoles vamos incentivando a los chicos para que los jueves o los viernes, saquemos los juegos. La realidad es que modifica su conducta, el hecho de poder tener los juegos. Los chicos vienen muy alterados los lunes, por eso les proponemos lo siguiente: ‘vamos portándonos bien y si se cumplen todos los acuerdos, vamos a tener los juegos’", comenta la directora.

Antes de implementarlo, sus responsables pensaban que el interés mayor lo tendrían los más chiquitos, pero la iniciativa gustó a todos. “Les gusta a todos, y la verdad es que los más interesados fueron los de quinto y sexto grado; en ellos, es donde despertó un entusiasmo mayor".

"Hoy en día los chicos no tienen muchas salidas. Los padres trabajan o están ocupados, entonces no salen a parques, plazas y calesitas. El juego lo relacionan con la computadora, el celular y la tablet. No lo relacionan con la recreación, con salir, con ir a una plaza, con armar un juego. Nuestro proyecto, que es jugar en la escuela como si se estuviera en un parque de diversiones, fue muy atractivo. Se salió de la típica clase de educación física y ahí está el quid de la cuestión" asegura Pabla.

El proyecto cuenta, entre otros, con juegos para armar rompecabezas de madera de gran formato, una cancha de fútbol de lona donde hay que embocar una pelotita con los brazos; aros para embocar y un juego de pesca, en el que hay una laguna y los chicos tienen que pescar. “Son todos juegos que podrían estar en un parque. La idea -resume la directora- es salir a un parque de diversiones".

El proyecto se desarrolló en el marco del Programa Escuela en Movimiento (PEM), que tiene como finalidad, desarrollar propuestas que tiendan a promover la vida activa en el ámbito escolar. Es coordinado en conjunto por las Fundaciones Arcor de Argentina y Chile y el Instituto Arcor en Brasil. Se trata del primer programa Regional de Inversión Social que impulsa Grupo Arcor en el marco de su política de sustentabilidad. 

MIRÁ EL VÍDEO.